​NO DEJO NADA A MEDIAS


Esta mañana de miércoles 26 de abril mi cuenta personal de Facebook me trajo a la memoria un suceso importante de mi vida. Hace exactamente un año abrí una cuenta en WordPress a la que llamé PAN EN TU MESA. Ese mismo día publiqué mi primer artículo en el blog anunciando que comenzaba a escribir mis prédicas y artículos sobre la Biblia. Recuerdo lo emocionado y a la vez lo abrumado que me sentía de iniciar esa aventura en la web. 

Hace apenas un par de meses atrás dejé de escribir y publicar en el blog. Podría culpar la falta de tiempo, cansancio, estrés o la misma inconformidad de creer que no podía hacerlo mejor. Pero precisamente hoy leía algo en La Biblia que me alentó a continuar escribiendo aparte de las palabras de ánimos que mi esposa y un amigo pastor me han dado.

En Colosenses 3:23 (NVI) dice: Hagan lo que hagan, trabajen de buena gana.

En primer lugar se encuentra el Llamado a la Acción: “Hagan” En medio del entorno en que vivimos hoy en día realmente no podemos estar de brazos cruzados al ver que el evangelio de Jesucristo se degrada, se abarata, se desvaloriza; no podemos estar sin hacer nada ante tanta necesidad de una palabra de ánimo, de amonestación o de salvación de la Palabra de Dios para una juventud que se pierde en este mundo en decadencia. Fácilmente podríamos pasar todo el tiempo haciendo críticas y sugerencias de cómo deberían hacerse las cosas pero el llamado es a hacer y a actuar.

En segundo lugar se encuentra el Llamado a la Determinación: “Hagan lo que hagan” no importa que clase de trabajo hacemos para Dios, si somos músicos, predicadores, pintores, poetas, locutores de diario, escritores, profetas, apóstoles, misioneros, etc, debemos hacerlo bien porque es para Dios y le servimos sólo a él y no a ningún hombre.

En tercer lugar encontramos el Llamado a la Motivación: “Trabajen de buena gana” esta frase me pareció sumamente interesante. Y es que todos necesitamos una motivación para realizar nuestro trabajo de la mejor manera. ¿Cómo podemos trabajar de buena gana en medio de un ambiente hostil? Y creo que no puede haber mayor motivación que la que nos muestra el versículo 24: “conscientes de que el Señor los recompensará con la herencia. Ustedes sirven a Cristo el Señor.” Ya basta de perseguir los aplausos de la gente, ya basta de anhelar los “me gusta” de las redes sociales. Trabajemos de buena gana, continuemos haciendo lo que hacemos para Dios, él se complace de eso.

A partir de hoy continuaré escribiendo con el único propósito de llevar una palabra pertinente a la vida de cualquiera que navega en internet en busca de alimento espiritual. No quiero ser ese tipo de persona que va y entierra su talento, no quiero dejar nada a medias. El ministerio de Dios es un camino de altos y bajos, por lo tanto no debemos perder de vista el llamado a la acción, determinación y motivación.

Anuncios

Un comentario en “​NO DEJO NADA A MEDIAS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s